Archivo de la categoría: legalidad

Buscando entre la niebla.

Navegando en el denso tramado que existe en España entre las normativas vigentes de la OACI (Organización de Aviación Civil Internacional)  El reglamento de circulación aérea de Aena Y la Dirección General de Aviación Civil, del Ministerio de fomento, he ido aislando diferentes puntos que podrían afectar directamente a la realización de mi proyecto.

En Primer lugar no existe ningún precedente de objeto volador destinado a la ocupación como inmueble, por lo que está seria una primera señal del posible vacío legal queenglobaria al proyecto.

En Segundo lugar, mientras todas estas normativas restringen y se centran en clasificar catalogar y mesurar el transporte de mercancías, y el de pasajeros a nivel comercial, Hay una gran libertad en los campos de la aviación deportiva, el vuelo turístico, y el uso publicitario.

En tercer lugar No he encontrado limitaciones que indiquen la dirección de un vuelo salvo por inclemencias del tiempo o el vuelo nocturno para aparatos que no contengan el equipo adecuado, por lo que la estancia indefinida de mi vivienda en una parcela de aire definida no parece contradecir ninguna norma.

El cuarto punto seria aterrizaje, que aunque yo lo quiero evitar, periódicamente es algo tan necesario, como que venga el revisor del gas. Es un hecho sujeto más a las características de la aeronave en cuestión  que vinculado a un determinado aeropuerto o aeródromo, permitiéndose realizar esta maniobra en cualquier lugar apto para ello habilitado temporalmente o no.

Como conclusión para complementar estos puntos quiero apuntar que aunque de forma compleja, también podría definir la vivienda de maría Langarita como vehículo publicitario, con lo que tendría permiso para sobrevolar cualquier parte de la ciudad costa o mar, respetando  unos mínimos de altitud, pero con libertad para permanecer en el aire periodos largos, para lo cual solo tendría que solicitar una licencia anual.

REGLAMENTO DE CIRCULACIÓN

OACI

Buscando entre la niebla.

Navegando en el denso tramado que existe en España entre las normativas vigentes de la OACI (Organización de Aviación Civil Internacional)  El reglamento de circulación aérea de Aena Y la Dirección General de Aviación Civil, del Ministerio de fomento, he ido aislando diferentes puntos que podrían afectar directamente a la realización de mi proyecto.

En Primer lugar no existe ningún precedente de objeto volador destinado a la ocupación como inmueble, por lo que está seria una primera señal del posible vacío legal queenglobaria al proyecto.

En Segundo lugar, mientras todas estas normativas restringen y se centran en clasificar catalogar y mesurar el transporte de mercancías, y el de pasajeros a nivel comercial, Hay una gran libertad en los campos de la aviación deportiva, el vuelo turístico, y el uso publicitario.

En tercer lugar No he encontrado limitaciones que indiquen la dirección de un vuelo salvo por inclemencias del tiempo o el vuelo nocturno para aparatos que no contengan el equipo adecuado, por lo que la estancia indefinida de mi vivienda en una parcela de aire definida no parece contradecir ninguna norma.

El cuarto punto seria aterrizaje, que aunque yo lo quiero evitar, periódicamente es algo tan necesario, como que venga el revisor del gas. Es un hecho sujeto más a las características de la aeronave en cuestión  que vinculado a un determinado aeropuerto o aeródromo, permitiéndose realizar esta maniobra en cualquier lugar apto para ello habilitado temporalmente o no.

Como conclusión para complementar estos puntos quiero apuntar que aunque de forma compleja, también podría definir la vivienda de maría Langarita como vehículo publicitario, con lo que tendría permiso para sobrevolar cualquier parte de la ciudad costa o mar, respetando  unos mínimos de altitud, pero con libertad para permanecer en el aire periodos largos, para lo cual solo tendría que solicitar una licencia anual.

REGLAMENTO DE CIRCULACIÓN

OACI

legal o ilegal.

 

Tras hacer una búsqueda entre diversas leyes y documentos, decidí entender el proyecto como un centro de trabajo profesional consistente en un laboratorio y taller, en el que la vivienda queda en un segundo plano tratándose como el espacio de descanso e higiene de los trabajadores (LA trabajadora). De este modo, en lugar de tratar de adecuar la vivienda según los requerimientos de las normas que son de obligado cumplimiento para espacios residenciales, se trabaja con leyes que se aplican al acondicionamiento laboral, que son más restrictivas en algunos aspectos y que me permiten centrarme en la parte de la actividad, disgregando la vivienda en los puntos de más interés.

CUADRO DE CUMPLIMIENTO DEL REAL DECRETO 486/1997, DE 14 DE ABRIL, POR EL QUE SE ESTABLECEN LAS DISPOSICIONES MÍNIMAS DE SEGURIDAD Y SALUD EN LOS LUGARES DE TRABAJO. BOE Nº 97 23-04-1997.
normativa


Definición del contexto normativo

A la hora de definir el contexto legal de este proyecto debemos tener en cuenta el carácter provisional de esta construcción (un año) y la ubicación en un terreno rústico no urbanizable.
Con respecto  la construcción, el CTE exime de su cumplimiento a edificaciones que:
1) no estén destinadas a residencia, como industrias, talleres y naves agrícolas
2) construcciones provisionales con un plazo de utilización inferior a 2 años, y
3) edificios aislados con una superficie total inferior a 50 m2.
Pero es con respecto a la ubicación en terreno rústico no urbanizable donde surgen las principales dudas. Existe un vacío legal en nuestro país respecto a la configuración y a la ubicación de construcciones prefabricadas, a diferencia de otros países europeos donde existen regulaciones que tratan dicha materia, destinando determinados espacios para este tipo de viviendas.
A grandes rasgos puede considerarse una casa o construcción prefabricada como  un producto industrial que es objeto de “fabricación” (no de construcción ) y que se produce con total independencia del suelo en el que vaya a instalarse, enviándose las partes esenciales de la misma ya fabricadas al lugar de su emplazamiento, donde sólo hay que acoplarlas y fijarlas.
El principal aspecto que resulta necesario examinar respecto de dichas construcciones en su posible calificación como bienes muebles o inmuebles, puesto que ello lleva a determinar que legislación les resulte aplicable y, según veremos más adelante, qué requisitos deben cumplirse para su construcción.
El Código Civil artículo 334 considera como bienes inmuebles, junto con el suelo (“las tierras”), a los objetos que se les incorporan. En particular, habla de “edificios, caminos y construcciones de todo género adheridas al suelo” y añade “todo lo que esté unido a un inmueble de una manera fija, de suerte que no puede separarse de él sin quebrantamiento de la materia o deterioro del objeto.
Como podemos ver, la ley deduce la calidad inmobiliaria de los bienes citados del hecho de estar adheridos o unidos al suelo. Dicha adhesión o unión debe ser “fija”, esto es, que exista vinculación física del bien con el suelo. De esta manera, las casas prefabricadas que se adhieran al suelo deberán tener la consideración de bien inmueble, aunque por la forma de su construcción sea perfectamente desmontable y transportable.
         Así lo entiende el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, en su sentencia 152/2000, en la cual establece que “…las casas prefabricadas… se trata, según definición del artículo 334 del C.C. de bienes inmuebles y de construcción adheridas al suelo”.
De esta manera, una casa prefabricada que precisara de cualquier tipo de obra para fijarla en el terreno, y no pudiera separarse de él sin menoscabo, precisaría la correspondiente licencia urbanística previa a su construcción.
         Por el contrario, si se tratara de una construcción que no precisara obras de anclaje o adhesión al terreno, podría cuestionarse su condición de bien inmueble, pero en estas casas deberíamos tener en cuenta su vocación de permanencia en el lugar en el que se incorpora la vivienda o construcción prefabricadas, ya que dicha permanencia debería ser apreciada como una muestra de incorporación en los términos previstos en el artículo 334 C.C.
Así lo entiende el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana en su Sentencia 764/1996 en la  que se declara conforme a derecho el pago de una sanción por la instalación en suelo no urbanizable de una vivienda unifamiliar prefabricada, ya que la vivienda se instaló en suelo no urbanizable y la instalación no tenía  carácter provisional , sino  que se instaló con vocación de permanencia en el tiempo. 

En este mismo sentido el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, en la Sentencia  num. 1019/2000, declara que era necesario la solicitud de licencia de obras para la ejecución de cerramiento, allanamiento del suelo, construcción de una solera y colocación sobre  ella de una caravana de doce metros de largo por cuatro de ancho …), en el caso  de no obtenerla , sería necesario reparar el terreno a su estado original.


LEGALIDAD

 En la casa que estoy haciendo para María Langarita influyen normativas a diferentes escalas. Ahora mismo me interesa el Plan urbanístico de Madrid (actualmente en proceso de revisión), en el que clasifican el edificio sobre el que se quiere situar la casa según su tipología, volumetría específica, y esto restringirá las actuaciones que podremos realizar en él. Sobre todo, afectará en la volumetría final del edificio. La casa en si, no podrá sobrepasar los 3.60m de altura (tomando como referencia la altura máxima del último forjado del edificio), y esta tendrá que estar retranqueada con respecto a la fachada de este aproximadamente 3.60m.

            La finalidad real de esta normativa es conseguir una homogeneidad estética en cada zona de la ciudad, cada zona tendrá una adjudicada dependiendo sus características iniciales, pero realmente, lo que se consigue con esto es mantener la imagen de la ciudad en el tiempo. Sobre todo, en estas calles céntricas de Madrid, el paso del tiempo se aprecia por pequeños detalles, la iluminación, carteles publicitarios…, pero no por la estética de los edificios, ya que esta está reglada de modo que en caso de realizarse un edificio de nueva planta este tenga una apariencia exterior a lo ya existente.

            En la casa de María estamos trabajando con un “injerto” a un edificio ya existente. Concretamente, este ya ha jugado con la normativa antes mencionada, en lugar de realizar un remate de cubierta a 45º como el resto de edificios adyacentes, realiza un retranqueo y consigue  una terraza en la última planta. Vamos a seguir jugando con la normativa como ya se hizo en su día, solo que esta vez, habrá que ser mucho más meticulosas. Si conseguimos que la casa sea invisible a la ciudad, en gran parte lo será también a la normativa.

            En la lectura que realizamos de desobediencia civil, se realiza una intervención ilegal y la camuflan de modo que esta no sea perceptible y así evitar una posible denuncia. La idea es similar, aunque en este caso al conseguir que la casa no se perciba lo que conseguimos es que sea legal, ya que no estamos hablando de un espacio con las posibilidades de modificación tan restringidas como en un casco antiguo.


Pero realmente la diferencia reside en concepto de cada casa. Mientras que una es, a mi entender, una protesta, una reivindicación, la casa de María es un deseo, y con tal de conseguir y cumplir ese deseo se hace todo lo posible para ello, para conseguir ese lugar al que ella quiere llamar CASA.



España. Plan general de ordenación urbana de Madrid. BO Comunidad de Madrid 19/04/1997 num.92 pág. 6-148. Accesible en: http://www.madrid.es/UnidadWeb/UGNormativas/Normativa/2010/Ficheros/NN.UU.%20PGOUM-97%20(edici%C3%B3n%20original%20impresa)_con%20marcadores.pdf 

Legal o ilegal

NORMATIVAS DE APLICACIÓN EN LA CIUDAD DE MADRID:

(1)-Normas urbanisiticas del Aymto. de Madird
(2)-Ley de Propiedad Horizontal (LPH)
(3) Código Técnico de la Edificación

(1) Artículo 4. Actos no sujetos a licencia urbanística. No será exigible licencia urbanística en los siguientes supuestos:
g) Obras de conservación consistentes en la sustitución de acabados interiores de una sola vivienda o local, como solados, alicatados, yesos y pinturas, cuando no estén protegidos arquitectónicamente, así como la sustitución de las instalaciones propias, todo ello sin perjuicio de contar con las autorizaciones necesarias para la retirada de residuos inertes.
Por tanto no será necesaria una licencia urbanistica para este proyecto

(1) Artículo 7.3.6 Dimensiones de los huecos de paso (N-2) 2. Las dimensiones mínimas de las hojas de las puertas de acceso a las piezas de la vivienda serán de doscientos tres (203) centímetros de altura, de seiscientos veinticinco (625) milímetros de anchura para los cuartos de aseo y setecientos veinticinco (725) milímetros para el resto de las piezas.
Las dimensiones verticales de paso de las puertas de acceso al aseo y la ducha deben ser modificadas para cumplir el mínimo

(1) Artículo 7.3.4 Programa de vivienda (N-2) 1. A efectos de estas Normas Urbanísticas se considera como vivienda mínima aquella que cuenta con, estancia-comedor, cocina, dormitorio y aseo, y cuya superficie útil sea superior a treinta y ocho (38) metros cuadrados, no incluyéndose en el cómputo de la misma las terrazas, balcones, balconadas, miradores, tendederos, ni espacios con altura libre de piso inferior a doscientos veinte (220) centímetros. Podrá admitirse reducir la superficie útil hasta veinticinco (25) metros cuadrados, en el caso de que únicamente disponga de una estancia-comedor-cocina, que puede servir de dormitorio y un cuarto de aseo.
Artículo 7.3.9 Condiciones de los despachos profesionales domésticos (N-2)
2. La superficie útil de vivienda no destinada a despacho profesional doméstico, cumplirá el programa y superficie mínima de vivienda establecido en este capítulo. Los espacios destinados a ambas funciones estarán diferenciados espacialmente.
3. La superficie útil destinada a despacho profesional doméstico será inferior o igual a un tercio (1/3) de la superficie útil total de la vivienda
A priori la casa de María no cumpliría estas exigencias ya que el espacio destinado para vivienda convive con el espacio destinado al trabajo. Por lo tanto no se podría considerar legalmente como su oficina.

(2) Artículo 6.10.6 Modificación de fachadas (N-2) 1. En edificios no catalogados, podrá procederse a la modificación de las características de una fachada existente de acuerdo con un proyecto de edificación adecuado que garantice un resultado homogéneo del conjunto arquitectónico y su relación con los colindantes 2. En todo caso, las soluciones de ritmos y proporción entre los huecos y macizos en la composición de las fachadas, deberán adecuarse en función de las características tipológicas de la edificación del entorno y específicas de las edificaciones catalogadas, si su presencia y proximidad lo impusiese.
(2) Artículo 7 1. El propietario de cada piso o local podrá modificar los elementos arquitectónicos, instalaciones o servicios de aquél cuando no menoscabe o altere la seguridad del edificio, su estructura general, su configuración o estado exteriores, o perjudique los derechos de otro propietario, debiendo dar cuenta de tales obras previamente a quien represente a la comunidad.
La modificación de las ventanas exteriores están sujetas a autorización tanto del ayuntamiento como de la comunidad de propietarios

Normativa

 


#8

La Ordenanza de Rehabilitación Urbana y Gestión Ambiental (ORUGA), perteneciente al Plan general de 1996, y sus normas reguladoras actualizadas en 2012, regulan las normas de composición del Centro Histórico de la ciudad, con el objetivo de conservar su calidad ambiental mejorándola, en su caso, y garantizando el nivel de habitabilidad, así como la integración de la nueva edificación en el paisaje urbano y el adecuado tratamiento para la rehabilitación de los edificios existentes.


Estas normas, tienen únicamente carácter orientativo en cuanto a condiciones estéticas. No son obligatorias, pero pueden ser exigidas por la Comisión Institucional para la Protección del Patrimonio Histórico-Artístico y Natural (CPPHAN).


Las cosas que define, convierte a la ciudad estática al paso del tiempo, y frena el cambio de la estética en la edificación. En 2013, se realizó una nueva reforma de la ley de Patrimonio Histórico de la Comunidad de Madrid que suponía una simplificación de la normativa anterior y además, una ruptura con la articulación estatal de la CPPHAN, ya que disminuye el grado de protección, y hay una mayor permisividad en la intervención.


Muchos, como Juan Luis Fabo (Portavoz de empleo, turismo y cultura de UPyD), consideran que esta ley aprobada entra en oposición a la ley nacional actual, cuya orientación es únicamente en favor del desarrollo inmobiliario, y de carácter económico. Es por ello, que la Asociación Madrileña de Trabajadores y Trabajadoras en Arqueología (AMTTA) ha trabajado en un recurso con el que no se niegan a que se construya ni se intervenga, pero sí a que se destruya arbitrariamente el patrimonio. Ellos pretenden “convivir con él”, produciéndose así un equilibrio que lo garantizase.


Esta normativa supone mucho para mi vivienda en relación con la arquitectura por la que pretendo desviar la casa de María Langarita, ya que el edificio a reformar ocupa suelo urbano común de carácter residencial de grado 2, lo cual significa que se sitúa en una manzana de casco antiguo de reducidas dimensiones. Además, se encuentra en una área de regulación directa, se halla en estado de conservación y es perteneciente su fachada al patrimonio histórico de la ciudad.


Esta norma me influye, ya que ésta consideraría una alteración de la fachada del inmueble, cualquier intervención sobre los diferentes elementos que la integran si no se ajusta a sus criterios.  Sus criterios establecen los materiales a utilizar, las texturas y colores que sean dominantes en la zona en la que se ubica el inmueble, la recuperación o mantenimiento de elementos decorativos como molduras.


Ésto significa tener varios parámetros que tengo que tener en cuenta, y que a pesar de estar en contra de todo en lo que he basado mi proyecto, podremos solución a ésto. En el siguiente paso de mi proyecto, trataré de seguir estos criterios para la restauración del diseño de la fachada, además de poner solución dejando notar lo que puede vivirse dentro de la vivienda, integrando una nueva técnica y aplicación de las nuevas tecnologías para la expresión artística.


La técnica se basa en proyectar imágenes sobre la superficie inanimada como es la fachada, consiguiendo efectos de movimiento o 3D. Esta expresión artística que ha podido verse en numerosas ocasiones en edificios emblemáticos de la ciudad, protegidos por la CPPHAN, haría que la fachada de mi vivienda no se viese afectada permanentemente, cumpliendo así con toda normativa.


· Ordenanza de Rehabilitación Urbana y Gestión Ambiental (ORUGA)

· Criterios de la Comisión de Protección del Patrimonio Histórico-Artístico y Natural (CPPHAN).

· Artículo sobre la ley contra el Patrimonio Histórico.


Nuria Martínez Martínez